Navidad: protocolo para convivir

Llega Nochebuena, Navidad, Año Nuevo, Reyes… Protocolo para convivir.

Desde este rincón tan personal quiero, desde el corazón, desear a todos a quienes lleguen estas palabras unas felices fiestas y trasladar la esperanza sobre el nuevo año, 2019, que si la buscamos, nos traerá nuevas ilusiones y retos.

Durante este año que expira sus últimos sorbos de oxígeno, hemos intentado desde este blog compartir opiniones y reflexiones en aras a un mayor reconocimiento del protocolo y de la importancia del trabajo de sus profesionales. Trasladar análisis que puedan ayudar a mejorar y reciclar en el sector de la organización de eventos que tan rápidamente evoluciona, y suscitar debates siempre desde el afán positivo.

Contribuir a la convivencia

Seguiremos con ese compromiso para el año que está a punto de llegar y reafirmamos la necesidad de hacer una profesión fuerte que sea entendida por la sociedad y desde la que contribuyamos a la paz, la generosidad, la convivencia y el encuentro. Protocolo para hacer la vida más felices a todos. Casi nada, pero eso es lo más importante de nuestra responsabilidad.

Protocolo para unir

Con esas buenas intenciones quisiera que el protocolo para esta Navidad no sea “solo” para las formas, sino para el fondo. Lo de menos es quiénes estén a la mesa, cómo la montaremos y qué orden aplicaremos. Lo que importa de verdad es lograr que todos los que puedan compartir estas fiestas puedan sentirse emocionalmente unidos. Abrir corazones para hacer un gran y único corazón. Y que ese enorme corazón no deje de bombear nunca en el recuerda para quienes la vida no está siendo justos con ellos.

Un poema y una canción

Permitidme la licencia que con motivo de estas fechas rescate un breve poema de Lope de Vega (“Yo vengo de ver”) y parte de la letra de uno de la villancicos mundialmente más conocidos (o al menos con mayor éxito en los últimos años) interpretado por Mariah Carey, “All I Want For Christmas Is You” (“Todo lo que quiero para Navidad eres tu”; ya un clasico navideño). Radicalmente opuestos en el tiempo y en el contenido, de su mensaje puede extraerse algo común: lo importante son los que nos necesitan y que eso presida nuestras celebraciones.

 

“Yo vengo de ver, Antón,
un niño en pobrezas tales,
que le di para pañales
las telas del corazón”.

(Lope de Vega)

 

No quiero mucho para Navidad,
solo hay una cosa que necesito,
no me importan los regalos
bajo el árbol de Navidad.

Solo te quiero a ti para mí sola,
más de lo que nunca podrías saber,
Haz realidad mi deseo,
todo lo que quiero para Navidad es… a ti.

(Walter Afanasieff y Mariah Carey)

Y ahora disfruta de su canción: https://www.youtube.com/watch?v=O4qTfxaP65w

 

Leave a Comment.