El protocolo local toma la iniciativa

sdr

Llega el turno al protocolo local, a los eventos que más se organizan en cualquier lugar del mundo y que aparentemente parecen menos trascendentales, pero que son fundamentales en la relación más próxima que tienen los ciudadanos con sus gobernantes. El VI Congreso de Comunicación y Eventos se centrará en su cita anual en esta cuestión. Nunca hasta ahora un Congreso se ha vocacionado al cien por cien en un sector tan fundamental en el sector oficial y que, al mismo tiempo, más necesitado está de recibir orientaciones, compartir experiencias y reivindicarse en su propia esencia dentro de la conocida, pero no siempre respetada, autonomía local. Los próximos días 15 y 16 de noviembre la cita se dirige a quienes tienen sensibilidad por los actos locales y regionales. Es hora de reivindicar la importancia que tienen las instituciones locales y regionales en el protocolo de Estado. Somos conscientes de la falta de sensibilidad estatal hacia el protocolo local, así como la ausencia de normativas que defiendan la esencia de la labor que se hace en los ayuntamientos, diputaciones, cabildos y comunidades autónomas. Por tanto, en noviembre, vamos a celebrar un gran encuentro en el que el protagonismo lo tomarán los eventos locales, su protocolo y su comunicación.

Son muchos los problemas sin resolver que afectan a este ámbito local, muchas las preocupaciones, y, especialmente, la sensación que tenemos todos de que el protocolo local padece el poco acertado imperativo de las administraciones nacionales y regionales. Cuando un ministro llega a un Ayuntamiento sus servicios de protocolo imponen condiciones que no son adecuadas a la vida local y lo mismo ocurre con las comunidades autónomas que exigen condiciones que no son de recibo. Al Alcalde, salvo que sea de una gran ciudad o una personalidad muy reconocida mediáticamente, apenas se le respeta en su puesto institucional, ni a sus equipos políticos y técnicos, ni a veces se le tiene en cuenta al respecto.

Huérfanos del Protocolo de Estado

Pero por otro lado, existen otros problemas difíciles de resolver a la luz de la normativa, y eso debe de solventarse. Los responsables de protocolo municipal, y también regionales o autonómicos, sufren la orfandad del Protocolo de Estado, y pese a que representan el día a día de la verdadera ciudadanía, se ven obligados a doblegarse a intereses nacionales y autonómicos, no siempre acertados o sensibles a la realidad. Igualmente, se ven abandonados a la hora de aplicar normativas (nunca se contesta oficialmente a sus problemas), sufren en las precedencias locales no contempladas en la normativa nacional y carecen de referencias que les puedan ayudar en su labor diaria que es amplia y muy estresante.

Por todas estas razones, y porque necesitamos reivindicar el espacio protocolario local, el VI Congreso llama a todos los responsable del protocolo local para reunirnos y hablar de estos problemas. Personalmente vivo a diario consultas y circunstancias difíciles en el quehacer profesional en este campo, salvado en muchas ocasiones por el buen talento profesional de sus responsables, pero que siempre se quedan con la duda de saber si han actuado bien o mal. Además, es hora de que todos nos juntemos y hablemos de esos problemas y proponer y reivindicar soluciones al respecto, al menos. Y en cualquier caso, como mal menor, compartir experiencias o posibles soluciones, que eso también ayuda y mucho. ¿Qué hacemos con las banderas cuando se declara luto oficial? ¿Tenemos que ceder al consejero de turno o al Presidente del Parlamento regional o al propio Presidente de la Comunidad? ¿Hay espacio para las nuevas tendencias y uso de tecnologías innovadoras? Y, especialmente, ¿hay verdadera autonomía local en la organización de eventos locales? ¿Nos respetan la nueva generación de políticos que ven en el protocolo algo a extinguir, mientras acuden a otros supuestos técnicos que se meten en estos temas que desconocen totalmente?

Prepotencia frente a la autonomía local

En lo estrictamente personal, ¿se respeta al profesional de protocolo de un ayuntamiento o entidad local por parte de las institucionales nacionales y regionales? ¿Sufren la “dictadura” de organismos teóricamente superiores? ¿Cuenta la opinión de los profesionales locales? ¿Qué hacen con una normativa de precedencias que no contempla las personalidades locales, ni tan siquiera a los propios concejales? Y así decenas de preguntas que siguen sin respuesta, pese a las continuas llamadas de atención, cuando se van a cumplir los cuarenta años de la Constitución Española de 1978? Más de ocho mil ayuntamientos, cincuenta diputaciones y consejos insulares y entidades locales menores… ¿no tenemos que hablar de ello o no tienes nada que decir?

La voz profesional local

Por eso, el VI Congreso de Comunicación y Eventos se muestra como un adecuado foro para hablar de todas estas cuestiones, y desde aquí, hacemos llamamiento a los responsables de protocolo local para que trasladen temas que sean de su interés o problemas cruciales, con la esperanza y el objetivo de que la voz profesional de protocolo en este campo se haga oír y tome fortaleza. No será un congreso al uso, pues ofertará un formato innovador donde todos los que quieran decir algo tendrán su espacio y momento. Por eso, pedimos que se remitan sugerencias y aportaciones, para que así nada se quede fuera y todo lo posible sea tratado. Es probable que nada o poco podamos arreglar, pero sólo el mero hecho de hablar es muy importante. Además, es una temática que también resulta de interés a profesionales de otros países que comparten estos mismos problemas.

No pretendemos dejar fuera ni a las agencias de organización de eventos, ni a los responsables de comunicación. Creemos que ellos tienen mucho que decir, y es probable que en esta convivencia todos salgan reforzados. Las agencias de eventos pueden aportar mucho al protocolo local en un momento que exige fortaleza, porque es evidente que los políticos ponen en duda la existencia en sí misma de los servicios de protocolo (aunque sigan organizando eventos igual). Estamos en un delicado momento donde los eventos importantes se encargan a agencias externas y a los técnicos locales se les reduce su tarea a atender el mal reconocido protocolo de aplicar normas y tradiciones, disponer el libro de honor, sacar regalos del almacén o enviar invitaciones y así podemos seguir relatando. No dejan espacio para la creatividad y la innovación, para hacer verdadera comunicación institucional y relaciones institucionales, porque consideran que los profesionales de protocolo somos “calaña” desfasada (salvo honrosas excepciones).

Unificar criterios

Tenemos mucho de qué hablar y más de compartir y hablar. Vamos a aprovechar la oportunidad de este encuentro para alzar voces y reivindicar la importancia de la labor de quien ejerce la responsabilidad de protocolo en las entidades locales y fijar mínimos equilibrados que permita seguir pautas similares ante la desidia del Estado hacia la cuestión municipal. Momento para unificar criterios ante el pasotimos legal de quien debe regular, porque parece evidente que no interesa hacerlo para restar el protagonismo que corresponde a las entidades locales. Otra pregunta más: ¿Es acertada la política que se sigue con los reglamentos de protocolo que tampoco resuelven los problemas y que en muchas casos propician otros mayores? Tanto de qué hablar y en formato de máxima participación.

Por eso, implícate, solicita estar en el Comité Asesor y de Expertos (que definirá los temas a tratar y los posibles ponentes y debates), sugiere temas que te preocupen y de una vez convirtamos el protocolo local en protagonista de una imagen institucional que es fundamental. Un congreso abierto, con vocación de profundizar en serio, que huirá de la demoledora frase de “por mucho que hablemos todo seguirá igual”. No. Si se alza la voz, con argumentos serios y solventes, podemos estar seguros de que la potencialidad de más de nueve mil entidades locales pesa más que el centenar de instituciones nacionales y regionales.

No te quedes al margen

Llega al turno al protocolo local. ¿Te vas a quedar fuera? Pero no te limites sólo a venir, aporta problemáticas, temas y experiencias, porque vamos a convertir el VI Congreso en la mayor caja de resonancia en este sector. ¿Te vas a comprometer o seguirás pasando porque no quieres líos o te va bien como estás? Pensemos en la importancia de la profesionalidad de quienes nos dedicamos a la vida local. Llega la cita, llega la responsabilidad de poner en valor el trabajo de muchos profesionales cuya opinión sobre el protocolo de Estado es fundamental. Apunta, 15 y 16 de noviembre… Nos vemos en Madrid. #protocololocal.

Leave a Comment.